Si eres un entusiasta de la historia, no puedes dejar de visitar este museo en tus vacaciones en Canadá

Posted in Eta Canada Blog

Canadá es uno de esos países que se hizo a sí mismo a través de un trabajo durísimo de reconocimiento de su territorio, defensa de sus fronteras y negociaciones internacionales. Puedes estar seguro de que no es fácil ser vecino de los Estados Unidos, ni tener un país en la que la mitad de la población habla inglés y la otra mitad francés.

 

Los canadienses han sabido a lo largo de su historia nacional reconciliar intereses de todo tipo para forjar una de las naciones más interesantes, cosmopolitas y fuertes de la era moderna y sólo eso explica que probablemente uno de los museos de historia más interesantes del mundo esté precisamente emplazado en Gatineau, provincia de Quebec.

 

Si eres un apasionado de la historia, te aseguro que te deleitarás tanto con sus exposiciones permanentes como con sus exhibiciones temporales, el edificio en sí mismo te resultará todo un espectáculo, si vas a visitar Canadá, se trata de una visita obligada.

 

Atención con tus documentos

 

Si eres un nerd de la arquitectura y la historia y estás preparándote para hacer una expedición intelectual completa en Canadá, quizás antes de empacar tu cuaderno de notas y tus ganas de saberlo todo, debas revisar los requerimientos migratorios de las autoridades canadienses. Asegúrate de que tu país está incluido en el listado ETA Canadá, esto querrá decir que podrás optar por un visado electrónico muy fácil de conseguir.

 

De ser así, todo lo que tienes que hacer es llenar el formulario ETA y sentarte a esperar durante unos minutos a que el sistema procese la solicitud de tu ETA visa y te la haga llegar por correo electrónico. En la mayoría de los casos se tratará de un proceso muy expedito, no obstante, quedará a criterio de las autoridades migratorias pedir documentos adicionales o hacer una revisión más detallada de tu solicitud.

 

¿Estás listo ya?

 

Si ya recibiste tu ETA visa, todo lo que resta es prepararte para el viaje, recuerda que debes considerar con atención la época del año en que planees visitar Canadá, de lo contrario el clima podría jugarte una muy mala pasada. Ya verás que bastará poner un pie en este bello país del norte de América para que descubras una gastronomía rica que va mucho más allá del jarabe de tus waflles.

 

Tres cosas que debes saber del Museo Canadiense de la Civilización

 

1) Es uno de los más antiguos de todo el continente: Lo creas o no, la creación de este imponente museo se remonta al año 1856, así es, se trata por ende de una de las instituciones culturales más antiguas de todo el continente y también de las mejor reputadas, su colección permanente contiene algunas de las piezas más representativas de las culturas aborígenes norteamericanas.

 

2) Mucho más que un museo: La función del museo no consiste solamente en recoger el acervo antropológico e histórico de los pueblos que habitaron y habitan el territorio canadiense, de hecho, una de sus principales funciones es fungir como centro de investigación cultural y se le reconoce internacionalmente por la calidad de los trabajos que producen sus académicos adscritos.

 

3) Cuatro museos bajo el mismo techo: Si eres de los que considera que los museos son aburridos, es porque no has conocido un museo de verdad. De hecho, bajo el mismo techo del Museo Canadiense de la Civilización, funcionan el Museo de los Niños, El Museo Postal y un teatro IMAX en el que hay proyecciones permanentes.

 

Ya lo sabes, Canadá es mucho más que paisajes agrestes, platillos cargados con miel de Maple y fauna salvaje: atrévete a descubrir un país cuya preocupación por la cultura marcó su origen y marca su futuro. Un universo nuevo aguarda por ti, y lo único que tienes que hacer es comprar un billete de avión y preparar la sonrisa más grande que tengas.

ARRIBA